Correa de Arauxo, Francisco

De Cancioneros Musicales Españoles
(Redirigido desde «Francisco Correa de Arauxo»)
Saltar a: navegación, buscar



FICHA DEL AUTOR

Nacimiento

antes del 17 de septiembre de 1584 (fecha de bautismo), en Sevilla.

Fallecimiento

18 de noviembre de 1654 en Segovia.

Nombre de referencia

Correa de Arauxo, Francisco

Otros nombres

Maestros

Algunos autores consideran que fue discípulo de Francisco de Peraza, organista de la Catedral de Sevilla siendo Francisco Guerrero el maestro de capilla.

Observación general

Nacionalidad de origen

Española

Justificación

Catálogo de sus obras

Numero de composiciones (del autor)

Referencias

Observación 1



RELACIÓN DE OBRAS


Nombre
Desaparecida
Se sabe perdida una colección de chanzonetas compuestas para la celebración del Corpus de 1636 en la Catedral de Jaén. Se suponen perdidas (por referencias del propio autor) las obras de dos libros, uno de música práctica y otro sobre "los casos morales de la música", tratado teorico sobre algunos principios comunmente aceptados y no compartidos por el autor.
Colectiva
Facultad orgánica o Libro de Tientos y Discursos de música práctica y teórica de órgano intitulado Facultad Orgánica - PENDIENTE -
Individual

Dada que toda la obra se encuentra en dicho libro, remitimos al propio Cancionero.


BIOGRAFIA

Nace en Sevilla en el año 1584. De origen humilde, nada se conoce de su infancia y adolescencia ni, consecuentemente, de los primeros pasos y aprendizaje en la música. Solo podemos hacernos una idea del ambiente musical en el que creció: hablamos de la Sevilla de finales del siglo XVI, con un desarrollo musical a lo largo de ese siglo, y principios del siguiente, que nos permite nombrar a Cristóbal de Morales, Juan Bermudo, Pedro Fernández de Castilleja, Juan Vásquez, Alonso Mudarra, Juan Navarro, Francisco de Peraza, Francisco Guerrero, Ambrosio Cotes, Alonso Lobo y un largo etcétera. Algunos autores consideran que fue discípulo de Francisco de Peraza, organista de la catedral de Sevilla siendo Francisco Guerrero el maestro de capilla.
En 1599 oposita a la plaza de organista de la Iglesia Colegial del Divino Salvador (por entonces el segundo templo en importancia de Sevilla) y gana la plaza con solo quince años.

En 1608 es ordenado sacerdote.
Por su deseo de promoción profesional y económica, aspira a las plazas de organista de la catedral de Sevilla (1613), Málaga (1614), Toledo (1618) y Murcia, sin que ocupase ninguna de ellas.
Su relación con el cabildo de El Salvador era por esas épocas buena, y en 1624 le aumentan la retribución asignada por acuerdo del cabildo solo por la eminencia de su arte, añadiendo: «la eminencia de su arte es tan conocida, y las ventajas que hase a muchos de los organistas que tañen las yglesias catedrales de el Reino, que todo pide se le aumente el salario para que se le pague lo que merece y esta yglesia asegure tan buen ministro».

En 1626 se publica en Alcalá de Henares su obra Libro de Tientos y discursos de música práctica y theorica de órgano intitulado Facultad Orgánica, generalmente conocido por Facultad Orgánica.

El aumento de sueldo no parece ser suficiente y, unido a otras disputas, incluida la obligación añadida y no remunerada de tocar con una capilla musical creada en el Salvador a partir de 1618, desemboca en un percance ocurrido durante unos oficios en El Salvador, que acaban con Correa de Arauxo en prisión en 1630, «por el ruido quel susodicho causó y lo que el pueblo se alborotó y escandalissó». Terminada la causa, vuelve a El Salvador, pero el ambiente ya está enrarecido y el piensa en irse y el cabildo en deshacerse de él.

En 1636 es nombrado organista de la catedral de Jaén y en 1640 de la catedral de Segovia.

En 1641 recibe la invitación desde Sevilla, ahora de la catedral, a opositar a la plaza de organista, ya que es el más eminente que hoy se conoce en este arte, pero opta por quedarse en Segovia, en donde murió en 1654.

Su libro, Facultad Orgánica, es una de las obras más importantes de la música española, con un alto valor artístico e histórico, y presenta las siguientes características:

  • se utiliza notación cifrada, no la notación figurada,
  • sus obras son específicamente para ser interpretadas con órgano, lo que resulta una gran novedad,
  • desarrolla la gran novedad en el órgano de su época con los tientos de medio registro, es decir, compuestos para órgano con registro partido,
  • contiene 69 obras graduadas en dificultad desde el principiante a la excelencia.

Precisamente en un tiento para principiantes, dice Correa el cual he querido poner, aunque de mis principios, para que los nuevos compositores se animen a estudiar, viendo lo que hice entonces y lo que hago ahora, y para que los viejos no se ensobervezcan si vieren algo digno de enmienda, considerando que la diferencia que hay de lo primero a lo postrero esa misma habrá de lo postrero a lo porvenir, dándome Dios vida, y en otro momento anuncia más publicaciones, aunque lamentablemente solo contamos con este documento de su música de juventud, no conociendo lo que hubo de lo postrero a lo porvenir.

Cerramos estas notas biográficas con unas palabras sobre este libro de Andrés Cea, director de la Academia de Órgano de Andalucía, la Facultad orgánica se yergue como un imponente y solitario monumento. Por su perfección formal y técnica, una de las cumbres de la música de tecla europea, contemporánea de Titelouze, Frescobaldi, Sweelinck, Bull o Scheidt. Por su profunda belleza e inusual lirismo, uno de los repertorios más frecuentados por organistas actuales de todo el mundo.

HECHOS HISTÓRICOS

Si desea ver una relación de hechos históricos de la época, pinche en el siglo correspondiente.


MARCO MUSICAL





MARCO LITERARIO




MISCELÁNEA



BIBLIOGRAFÍA


ENLACES