Gigante de perla y nácar

De Cancioneros Musicales Españoles
Saltar a: navegación, buscar


FICHA DE LA OBRA

Observación General

La información base de esta ficha ha sido tomada de los trabajos de los profesores Mariano Lambea y Lola Josá, publicados en:

  • CSIC digital
  • Centro Virtual cervantes

Así pues, esta información se considera académica.

Índice de autoridades:

  • Gigante de perla y nácar,
  • Manojuelo Poético-Musical de Nueva York,
  • Hispanic Society of America Ms. HC. 380/824a/59,
  • Ms. HC. 380/824a/59,
  • Cancionero Musical,
  • Cancionero cortesano,
  • Música española del siglo XVII.

Autor del texto

Anónimo

Autor música:

Vicente García Velcaire

Voces:

4 con acompañamiento

Cancioneros:

Data:

Referencias:

  • Hispanic Society of America Ms. HC. 380/824a/59,
  • Nuevo Incipit de la Poesía Musicada Española (Lambea)

Observación 1:

TEXTO

Gigante de perla y nácar
que, vecino de las nubes,
lisonja siendo del valle,
todo un sol hermoso encubres.

A tanto risco de nieve,
Leonida gallarda sube
por dar asaltos al sol
que entre jazmines descubre.

¡Oh, cómo el sol temeroso
le ha de pesar que te ocupe,
que, aunque las suyas le preste,
serán mayores sus luces!

Ramilletes de pluma
los aires cubren
por tocar con sus alas
del sol las luces.
¡Ya los vientos acuchillan,
ya por el aire suben,
ya tocan sus penachos
globos azules!
Y, ostentando finezas,
el sol se encubre,
rebozando su rostro
con blanca nube.
Ya Leonida, que al valle
vistosa y hermosa
fiesta introduce,
por no verse celosa,
del sol se encubre.

Leonida le ofrece rayos,
mas él, muy puesto en su cumbre,
envidioso perdonara
que con su esplendor le ilustre.

Ya de la primer contienda
cesara la pesadumbre,
pues que todas sus vitorias
hoy a una gloria reduce.

Si fue altiva por hermosa,
ya tan de humana presume
que permitió que los cielos
todo su valor apuren.

Ramilletes de pluma
los aires cubren
por tocar con sus alas
del sol las luces.
¡Ya los vientos acuchillan,
ya por el aire suben,
ya tocan sus penachos
globos azules!
Y, ostentando finezas,
el sol se encubre,
rebozando su rostro
con blanca nube.
Ya Leonida, que al valle
vistosa y hermosa
fiesta introduce,
por no verse celosa,
del sol se encubre.

MEDIATECA

Partituras

Midis

  • No hay

Discografía:

Enlaces:

Audios resaltados

Otros Audios

Videos resaltados:

Otros Videos: